La discriminación de la Mujer en la ciencia

Written by | Ciencias

A lo largo de la historia ha existido un prejuicio sistemático en contra de reconocer los logros de las mujeres científicas cuyo trabajo casi siempre se les atribuye a sus colegas masculinos. La discriminación sufrida por las mujeres, la negación de las aportaciones y descubrimientos se conoce como Efecto Matilda, dicho término fue adoptado en 1993 por Margaret W. Rossiter quien es historiadora de ciencia.

Una de las primeras mujeres en denunciar públicamente fue Matilda Joslyn Gage, una sufragista de finales del siglo XIX en Estados Unidos que luchó por los derechos de las mujeres. Ella escribió un ensayo que fue publicado en 1883 en el que describe este fenómeno, pero no le pone nombre.

Las consecuencias del Efecto Matilda están ampliamente documentadas, por años se le había negado el Premio Nobel a las mujeres por motivos que eran poco claros. Ejemplo de ello es el caso Frieda Robscheit-Robbins, que en 1934, el Nobel de Medicina fue otorgado a George Whipple, George Richards Minot y William P. Murphy, sin embargo, Robscheit-Robbins, quien era compañera de trabajo de los científicos fue excluida de este galardón.

Incluso la científica más icónica de la historia, Marie Curie, por poco también fue víctima del efecto Matilda. Recibió el Premio Nobel de Física únicamente por la insistencia del matemático sueco Magnus Gösta Mittag-Leffler, quien era un miembro del Comité del Premio Nobel que abogaba por las mujeres científicas.

Para concientizar a la sociedad sobre la poca visibilidad que tienen las mujeres en el ámbito científico, y denunciar las consecuencias del Efecto Matilda, la Asociación de Mujeres Investigadoras y Tecnólogas (AMIT) de España lanzó en redes sociales la campaña #NoMoreMatildas. Esta campaña ha lanzado una colección particular de cuentos ilustrados en donde imagina como hubiera sido la vida de algunos científicos icónicos, en caso de haber sido mujeres.

También pretende recuperar los nombres de las mujeres de la ciencia que fueron silenciados y olvidados, con la idea de inspirar y fomentar la vocación científica en niñas y adolescentes.

Alanis Michell Ruiz Flores
Editora de Ciencias
alanis.ruizfs@udlap.mx

Last modified: 12 marzo, 2021

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *